Iniciar sesión

14/01/2018

El eCall será obligatorio desde abril de 2018 en Europa

El Parlamento europeo aprobó el pasado martes una importante directiva que obligará a que todos los coches y vehículos comerciales ligeros vendidos en la Unión Europea a partir del 31 de marzo de 2018 estén equipados con un sistema de llamada automática de emergencia, el conocido como eCall.  

En 2014 los accidentes de tráfico en la Unión Europea se saldaron con un trágico balance de 25.700 personas fallecidas. Y eso pese al constante descenso de la siniestralidad logrado en los últimos años por la imposición de normas cada vez más estrictas para reducir el número y la gravedad de los accidentes.

Los responsables de la Unión Europea estiman que la implantación de este sistema de eCall podrá evitar por si misma un 10% de dichas víctimas mortales. Y es que una atención rápida y profesional en el momento de producirse un accidente reduce drásticamente la gravedad de las lesiones.  

"Implantar el sistema eCall en la UE contribuirá a mejorar la seguridad vial en los 28 Estados miembros. El Parlamento Europeo ha insistido reiteradamente en que reducir el número de muertes y la severidad de las secuelas de los accidentes de tráfico es su prioridad. eCall como un servicio público, gratuito para los ciudadanos, independientemente del tipo de vehículo o de su precio de compra, ayudará a avanzar hacia ese objetivo”, afirmó la ponente de esta nueva directiva, Olga Sehnalová de la República Checa. 

Cuando se produce un accidente grave, el propio sistema eCall se ocupa de hacer la llamada de emergencia al 112. En esta llamada se proporcionan a los servicios de emergencia datos importantes como la situación exacta del vehículo siniestrado y el número de ocupantes en el momento del choque, además de otros datos más concretos como tipo de vehículo y combustible utilizado. En base a todos estos datos el servicio de emergencia que recibe la llamada decide la operación de asistencia necesaria y la pone en marcha de forma inmediata.

Uno de los aspectos polémicos de este nuevo sistema es el de la privacidad de los conductores y de sus desplazamientos. En este sentido, los eurodiputados reforzaron la cláusula incluida en el texto sobre protección de datos para impedir el rastreo de los vehículos equipados con el nuevo dispositivo antes de que se produzca un accidente.

Según las nuevas normas aprobadas ahora, la llamada automática sólo facilitará a los servicios de emergencia los datos básicos, como el tipo de vehículo, el combustible utilizado, la hora del accidente, la localización exacta y el número de pasajeros.

El texto también establece que los datos recabados por los servicios de emergencia no podrán ser transferidos a terceros sin el consentimiento explícito de la persona concernida. Los fabricantes también tendrán que garantizar que el diseño de la tecnología eCall permite el borrado completo y permanente de los datos almacenados en el sistema.

Esta nueva normativa no solo obliga a los fabricantes de automóviles, sino que también impone nuevas obligaciones a los estados miembros de la UE, ya que en ella también se regulan las infraestructuras que los estados deberán tener operativas antes del 1 de octubre de 2017 para poder procesar de manera rápida y eficaz todas las llamadas del eCall.

La norma aprobada obligará por ello a todos los coches y vehículos comerciales ligeros vendidos desde el 31 de marzo de 2018 en la Unión Europea a llevar instalado este sistema, que ya ofrecen algunos automóviles en su equipamiento. Los eurodiputados también incluyeron la obligación para la Comisión Europea de evaluar en los tres años posteriores a esa fecha el funcionamiento real de esta nueva tecnología. De esta forma se podrá decidir si podría ser interesante ampliar su implantación a otros tipos de vehículos, como autobuses o camiones.

En este sentido, hay marcas de coches que ya tienen operativo desde hace años un sistema de llamada eCall. Tal es el caso de Volvo o el grupo francés PSA, entre otros fabricantes, que llevan años incorporando este sistema. Además del eCall, que hace la llamada de manera automática tras un accidente grave, también existe la posibilidad de hacer la llamada de manera manual presionando un botón. Este sistema puede resultar ideal para personas que sufran un choque menos grave pero que queden inmovilizados por alguna causa o para personas que sufran un ataque al corazón u otro tipo de enfermedad grave.   

 

Fuente: elconfidencial.com

Ventajas

Elige dónde y cuándo estudiar, flexibilidad para completar tareas y formación cotinua.

Compra segura

Sistema de seguridad que garantiza que todos los datos que nos envíes están a salvo.

Atención al cliente

91 559 39 41